domingo, 11 de agosto de 2013

Javier Negrete – La mirada de las furias (1997)



 “Una bala ha sido por Urania y la otra por el Turco. Al final he descubierto que hay que rendir cuentas, Amara. Y la última… La última es para terminar lo que empecé hace más de veinte años”

Siempre he reivindicado (y siempre lo haré) la figura de Javier Negrete como autor de ciencia ficción. A pesar de haberse movido en multitud de géneros, y de haberse centrado en los últimos años en obras con tinte más histórico (incluyendo varios ensayos magníficos), en la ciencia ficción es donde se le nota más despierto y cómodo, y lo ha demostrado en obras tan dispares como Buscador de sombras, La luna quieta, Estado crepuscular o el desenlace de la saga de Tramórea (por ese orden en cuanto a calidad ascendente se refiere, opino yo).

Así, era cuestión de tiempo que le hincara el diente a esta novela, ganadora del premio Ignotus en el año ’97, y prácticamente lo único que todavía no había leído de Javier (sigo teniendo pendientes La hija del Nilo, La zona, y Roma invicta, amén de algún relato corto), por la sencilla razón de la dificultad para encontrarla (aunque ahora mismo es sencillo comprarla online, ya sea en papel, o en Amazon tirada de precio, por 1 euro en formato digital). Y la verdad, es que la demora ha sido todo un error.

En La mirada de las furias Javier nos presenta a Éremos, un geneto (un asesino diseñado genéticamente) que es enviado por su compañía a Radamantis, un planeta prisión (que me recuerda enormemente a aquellos aparecidos en la saga Alien o Las crónicas de Riddick) donde deberá bucear en una maraña de conspiraciones y secretos para descubrir el secreto del viaje superlumínico que ostenta en monopolio inexcusable la raza alienígena de los Tritones. A todo ello se une la carrera contrarreloj por la supervivencia de la especie humana, pues los Tritones, al saber que su secreto pueda caer en manos de éstos, les han dado un ultimátum de 13 días antes de su aniquilación.

Aunque la historia podría parecer a priori nada fuera de lo común, su desarrollo no lo es tanto, precisamente por quién la trata. Cierto es que el final es más o menos predecible, pero no así el destino de los personajes, de cuyo destino no cabe más que hacer conjeturas. Javier es como George R. R. Martin: si la trama te pide el sacrificio de un personaje, ese personaje va a morir. No importa en absoluto quién sea, o el cariño que le tenga el lector: si tiene que morir, muere. Así, la tensión se mantiene hasta el último instante, no por lo que ocurre, sino por las personas a las que les ocurre. Mueren, de hecho, unos cuantos de los personajes, siendo el que más lágrimas me arranca, probablemente, el pobre mono Polifemo. Es además una muerte inútil e insignificante, y bastante irrelevante para la trama. Maldita sea, Javier, ¿por qué lo mataste? ¡Me caía bien, no era necesario!

El estilo, como siempre, es impecable, aunque no goza de la maestría que ha desarrollado Javier con el tiempo. Es quizás un tanto pomposo en algunos pasajes, algo que se hace notar todavía más por la enorme abundancia de referencias clásicas (a cultura, historia o mitología grecorromanas) en que nada la obra. A pesar de ello, ese uso de lo clásico en un contexto futurista es de un enorme atractivo, sobre todo para aquellos que podemos ver el doble sentido que tienen los nombres o las situaciones que presenta.

En general, una de las mejores obras de Negrete, y una buena narrativa de ciencia ficción, sencilla y sin grandes pretensiones, pero que aún así no deja de sorprender y agradar en todo momento. Se ha convertido, instantáneamente, en una de mis favoritas del madrileño.

Allez-y, mes ami!

Buenas tardes, y buena suerte.

---------------------------------------------------------------------------------

LO MEJOR: las referencias clásicas, lo bien construido de los personajes y el desenlace de la trama, así como la intriga que mantiene.

LO PEOR: la muerte de Polifemo. ¡Yo quería a ese mono!

VALORACIÓN: 8,5/10. Una obra bien estructurada, amena, interesante y original, y con un estilo que aunque mejorará con el tiempo, no está nada mal. De lo mejor que ha hecho Javier en sci-fi.   

1 comentario:

  1. Este fue el primer libro que leí de Negrete y me encantara. Hace años de esto, creo que ya toca releerlo...

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...